Los clientes contactaron con nosotros para redistribuir un piso situado en el centro de Granollers y amueblar toda la vivienda. Tenían muy claro cómo debía de ser cada espacio pero no acababan de encontrar el estilo, de manera que les asesoramos en todo momento en materiales, diseño de mobiliario y espacios.

El resultado: un espacio relajante, atemporal y acogedor, de tonalidades neutras con texturas muy sugerentes.

La gran sorpresa fue poder instalar una puerta corredera de vidrio con la maneta de hierro realizado por el artista Josep Plandiura.